Pasamos de montar a caballo a cabalgar al aire libre

05:14 min - 03/12/2014 - 5.097 visitas
Pasamos de montar a caballo a cabalgar al aire libre Paseando con mi chica, encontré una estatua de un hermoso caballo y juntos imaginamos cómo sería cabalgar abrazados sobre uno de verdad. La cosa se nos fue de las manos con tanto roce y acabamos desnudándonos. La guarrona de mi novia empezó a comerme la polla y ya no pude evitar ponérmela encima para follármela en medio del parque. La hice cabalgar sobre mí como nunca y luego se la metí hasta el fondo como tanto le gusta.